8 de Octubre 2003

Perderse en Sueños.

        Cuando paseo de noche recorro edificios abandonados, enormes fábricas y palacetes, grandes carcasas vacías sin paredes internas ni plantas donde se cruzan escaleras y ascensores y plataformas, y forman tal laberinto sin muros que parece que no es posible salir de allí. No hay orden lógico: los ascensores están al descubierto, elevados por cuerdas mohosas, sin barandillas, parando en plantas inexistentes, tan estrechos que hay que entrar de perfil. Las escaleras, larguísimas, acaban casi siempre sobre la nada o son columnas de rejas por las que repto y paso y trepo o me arrastro hasta quedar enredado. A veces una multitud recorre el mismo espacio que yo, todos moviéndose muy rápido. Una mezcla entre escaleras de Escher y la los abismos de Giger. A pesar de ello, no me siento perdido.
        Otras veces el laberinto está formado por líneas de metro oscuras, sin andenes, de vagones que son sólo una plataforma con ruedas, vías que se cruzan en explanadas subterráneas con bóvedas de cañón. La gente se apila esperando en estaciones derruidas y todos los recorridos y las distancias son enormes, los transbordos, imposibles, y yo calculo los cambios de línea y los tiempos de viaje y parece que nunca voy a llegar, pero sigo sin sentirme perdido.
        Anoche, en mi sueño, entraba en un ascensor enrejado. Aunque pulsaba el botón de alguna planta elevada, el ascensor bajaba hasta rebasar el sótano y seguía descendiendo dentro de la tierra hasta dejarme en un espacio subterráneo vacío, abriendo sus puertas a la oscuridad. Le daba de nuevo al mismo botón y, en lugar de subir, se desplazaba horizontalmente a lo largo de esa cueva y volvía a abrir sus puertas a la nada. Y ha sido la primera vez en que me he sentido angustiado.

Posted by P. at 8 de Octubre 2003 a las 06:40 PM
Comments

¿De verdad sueñas estas cosas, señor P.? Me ha recordado a Neverwhere.

Me ha gustado su post de hoy, caballero.

Posted by: Skratt on 9 de Octubre 2003 a las 12:09 AM

Si, no lo había pensado, pero tiene mucho del Londres subterraneo de Neverwhere. Pche, está visto que hasta en sueños plagio.

Posted by: P. on 9 de Octubre 2003 a las 04:22 AM

¿Te has sentido angustiado? Espera a que a tu mejor amigo le pegen un tiro en la frente, tengas que llevarle a Bilbao para que lo operen allí y el conductor del taxi que os lleve a la estación sea Clemente... Y ya me contarás lo que es angustía y lo que no.

Posted by: fatalidad on 9 de Octubre 2003 a las 08:26 AM

Señor P.

Me gustó mucho su post de hoy, aprovecho la ocasión para decirle que le debo un par de sueños todavía. Aunque veo que, desde que no se los regalo, ha aumentado su capacidad onírica.

Tuve un sueño muy parecido a los que ud cuenta hoy, curiosamente, pero mi escenario era distinto: un pozo oscuro, mohoso. La luz entraba desde arriba, una luz que competía con la oscuridad en la que yo me encontraba. Este contraste me daba la oportunidad de ver los detalles de las paredes (insectos extraños, huecos) y la imposibilidad de la huida. La luz no era esperanzadora, al contrario, mutilaba cualquier posibilidad de salir de la oscuridad en la que, por otro lado, me encontraba tan bien.
Alguien que conozco (y que ha causado mucha oscuridad en mi vida) se asoma al pozo, observo que su sombra casi alcanza todo lo que yo puedo ver, me llama, me lanza una cuerda (no sé si para bajar o para hacer que yo suba) y es entonces cuando empiezo a sentir miedo y ganas de llorar...
Un Beso

Posted by: V. on 9 de Octubre 2003 a las 08:59 AM
Post a comment
















Atención: Introduce el código de seguridad para poder comentar.